1. Fuga en el inyector

Es muy raro que un inyector tenga una filtración, más bien el problema podría estar en el la goma con forma de anillo o el sello.

  1. Fuga en el inyector

Es muy raro que un inyector tenga una filtración, más bien el problema podría estar en el la goma con forma de anillo o el sello. Con respecto al primero se encuentra en la parte alta del inyector y el segundo en la parte baja del mismo, ambos con el tiempo se secan y se rompen, permitiendo con ello que gotee gasolina. Lo que se debe hacer aquí es reemplazar ambas piezas para detener el derrame.

Para saber si el problema está en el inyector prende tu auto y observa el riel de los inyectores, si hay una fuga seguramente la olerás y estará incluso húmedo.

  1. Filtración en el tanque de gasolina

Para ver si el problema está ahí, sólo asómate debajo del auto y ubica gotas de combustible o manchas en el tanque. No obstante puede que la falla esté en la parte alta del tanque, esto es causado por la humedad y suciedad que se queda atrapado en la parte superior y muy raramente se seca, esto ocasiona que el tanque se eche a perder y gotee.  Si tienes una falla en el tanque, lo más recomendable es cambiarlo en lugar de repararlo, pues muchas veces no queda bien del todo.

  1. Fuga en las mangueras del combustible

Los tubos del combustible normalmente viajan por debajo del vehículo, del tanque al motor, es muy común tener alguna manguera rota o deteroriada porque no hay mucha protección para las mismas por la suciedad y otros elementos del camino. Asimismo hay líneas de combustible de goma que pueden tener una filtración, éstas por el tiempo pueden romperse o haberse dañado por alguien al momento de hacer alguna reparación.

Cualquier vehículo que sea de inyección tiene líneas de combustible de alta presión.

Si sospechas que la fuga está en la manguera de combustible síguela desde el tanque al motor, si el vehículo es de inyección es muy probable que esté goteando.

  1. Problema en el canistero filtro de carbón activo

Esta pieza es un depósito de plástico que contiene carbón y sirve para purgar los excesivos vapores de combustible que provienen del tanque, con esto se reducen las emisiones antes de ser enviadas a la atmósfera.

Si el canister está roto o goteando a través de una junta o sello, podría oler a gasolina y seguramente la luz de check engine se encenderá en el tablero. Lo más recomendable aquí es ir con el mecánico y escanear el auto para verificar si hay un problema con esta pieza.

Si deseas hacer una revisión visual puedes ubicar el canister en el área frontal del auto si ya tiene algunos años, pero si es más reciente podrás encontrarlo cerca del tanque de combustible.

  1. Problema con la tapa de combustible

Puede sonar obvio pero un tapón de combustible mal cerrada, rota  o inexistente puede provocar que haya un fuerte olor a gasolina. Incluso en vehículos nuevos una falla en esta pieza del auto también puede ocasionar que la luz de check engine se prenda. Los tanques de combustible en autos recientes son colocados al vacío y probados contra fugas, tu auto realiza una prueba similar para revisar si hay una filtración en el sistema de combustible. Si la revisión de vacío falla, el indicador de check engine se encenderá. Aquí lo más recomendable es cambiar la tapón de combustible o ir con tu mecánico para verificar que ese sea el problema

 

 

Leave a comment